#aire libre

Fotos en descenso

Cómo sobrevivir a una caída de 3000 km y a cuatro vientos fríos y helados

Fotos en descenso

Descargo: No recomendamos arrojar su cámara desde un avión (por seguridad de la cámara y por la de las personas que están debajo) y no podemos garantizar que la tarjeta de memoria sobreviva a la caída o a cuatro fuertes vientos canadienses. Probamos nuestras tarjetas de memoria SanDisk SD™ para caídas de hasta 5 metros (16,4 pies), hasta 72 horas en 1 metro de agua y a -13 °F (-25 °C) durante un equivalente a 28 horas. Todas las pruebas se encuentran disponibles en http://www.sandisk.com/proof

 

El paracaidismo ha sido mi pasión durante más de 11 años; en ese momento había saltado más de 360 veces. Hace cuatro años, fui para hacer algunos saltos con amigos en mi club en New Brunswick, Canadá. Después de algunos saltos matutinos, ascendimos en altura en la avión de saltos Cassna nuevamente.

 

 

Mientras alcanzábamos altitud, noté que el montaje de la cámara de mi SDLR en mi casco con estaba funcionando bien, así que dejé mi cámara con el piloto antes de saltar.

Un momento después de saltar, el piloto inclinó el avión y la cámara cayó cuando el siguiente grupo de paracaidistas abandonó el avión. El avión estaba a unos 3000 km de altura cuando cayó la cámara. Un amigo del grupo dijo que vio la cámara caer más rápido que nosotros, ¡afortunadamente no había nadie a su paso!

 

 

Después de aterrizar, el piloto me contó lo que ocurrió. Se sentía muy mal por haber perdido mi cámara. Buscamos por el suelo por varias horas, sin éxito.

Mi club de paracaidismo se cambió de ubicación poco tiempo después de ese salto a otro campo de saltos a unos 30 minutos de allí y yo descarté la posibilidad de encontrar mi cámara con todas las fotografías.

Unos cuatro años más tarde, imprevistamente, recibí un correo electrónico de una amiga paracaidista que además estaba en un grupo de fotografía. Me dijo que uno de los miembros del grupo encontró una cámara con imágenes de paracaidistas en la tarjeta de memoria.

 

 

El hecho de que el piloto haya perdido mi cámara es un motivo de bromas habitual en nuestro club de paracaidistas, por lo que pensaron que sería mía. Y asombrosamente, ¡resultó ser que sí lo era! Después de algunos correos electrónicos, me encontré con la persona que la halló. Quería entregar la cámara en mano. No hace falta decir que estaba en muy malas condiciones.

 

 

Encontró la cámara mientras paseaba a su perro en un parque cerca del campo de saltos donde solíamos saltar. Estaba emocionado de que alguien realmente encontrara la cámara.

 

 

¡Pero lo que fue aún más sorprendente fue que mis fotografías sobrevivieron! Mi cámara no solo cayó desde más de 3000 kilómetros de altura, sino que resistió al frío extremo de los helados inviernos canadienses.

Aún practico paracaidismo habitualmente, pero ya no llevo una DSLR. En cambio, llevo una GoPro conmigo que se acopla fácilmente (y con seguridad) a mi casco. ¡Y siempre tiene una tarjeta de memoria SanDisk! 

 

Historia de: Jonathan Nichols




Pinterest Tumblr

SanDiskStorytellers

Los narradores de historias de SanDisk son gente comun que capturan sus memorias cuando surge la oportunidad.
Ver más

¿Qué aventuras has capturado en una película?



Comparte tus historias Instagram

Usa el hashtag #sandiskstories para tener la chance de destacarte en este sitio.

Regístrate para obtener ofertas especiales.

Ofertas promocionales especiales y sugerencias de fotografía de SanDisk.